La gira Aztlán de Zoé finalizó con 2 shows Sold Out en el Auditorio Nacional


Nota: Rebecca Niebla
Fotografía: Cortesía Seitrack

La exitosa gira Aztlán de Zoé llegó a su final este fin de semana entregando números envidiables. Después de ganar el Grammy a Mejor Álbum Alternativo Latino con el disco que da nombre a la gira, la banda se embarcó en una travesía por México, Chile, Argentina, Bolivia, Colombia, Perú, Ecuador, Costa Rica, Estados Unidos, Canadá, España, Inglaterra, Francia y Bélgica. En estos países, más de 700 mil personas fueron testigos de la energía que el grupo desplegó en 115 conciertos, 42 de ellos con el letrero de Sold Out, entre los que destacan cinco en el Auditorio Nacional de la Ciudad de México, uno en el Palacio de los Deportes de la capital mexicana, uno en el Café de la Danse de París, Francia, uno en la Sala Apolo de Barcelona, España, y 17 en diferentes ciudades de Estados Unidos, incluidas Dallas, Houston, Chicago, Nueva York, San Francisco y Los Ángeles, entre otras.

El día Sábado 29 de Junio, se realizó en el Auditorio Nacional el primer concierto de dos con los que Zoé cerró con broche de oro la gira Aztlán. El recinto lució abarrotado, pues con mas de una semana de anticipación se anunció que las entradas de ambas fechas estaban agotadas.
Previo al inicio del espectáculo, a la agrupación le fue entregado un reconocimiento por los 16 meses de duración que tuvo el significativo tour, en el que dieron 115 conciertos en 14 países alrededor del mundo.

Metric, banda originaria de Canadá y con quien giraron por Norteamérica, estuvo encargada de encender motores y calentar los ánimos de los seguidores que se dieron cita en el Coloso de Reforma. Emily Haines, James Shaw, Joshua Winstead y Joules Scott-Key fueron invitados de honor y no pasaron desapercibidos al interpretar su gran hit “Help, I’m alive”. Antes de despedirse, complementaron su set con temas como “Gold gun girls”, “Gimme sympathy” y “Black sheep”, su sencillo más reciente.
Un repleto Auditorio Nacional quedó en completa oscuridad y eufóricamente dio la bienvenida a los estelares, quienes hicieron sonar “Venus”, canción que fue seguida por “No hay mal que dure”, “Últimos días” y “Azul”.

De esta manera, Zoé reafirmó su lugar en la historia como una de las bandas más importantes del rock mexicano, pues los más de 700 mil fanáticos que fueron parte de esta trascendental gira dejaron claro que seguirán a su banda favorita a donde sea que vaya y en cualquier lugar en el que se presente.



Artículos Relacionados